- Publicidad -spot_img

También te puede interesar

Port Tarragona participa en el acto de colocación de la primera piedra de la terminal intermodal de Tamarit de Llitera

PUBLICIDAD

La Autoridad Portuaria de Tarragona forma parte del capital de la sociedad adjudicataria SAMCA-TIM Monzón

La transformación de esta plataforma supone una inversión de cerca de 3,5 millones de euros

El Port se acerca a sus clientes, apuesta por el tren y por la descarbonización de la cadena logística.

El Port Tarragona ha estado presente en el acto de colocación de la primera piedra de la nueva terminal intermodal de Tamarit de Llitera (Huesca). La sociedad Terminal Intermodal Monzón TIM está formada por el Grupo SAMCA, el Port de Tarragona y el de Barcelona y RENFE a través de la empresa LogiRAIL está prevista que entre en funcionamiento a finales del primer trimestre de 2023.

En el acto de colocación de la primera piedra del complejo logístico celebrado han participado el presidente del Port de Tarragona, Josep M Cruset y, el del Port de Barcelona, Damià Calvet; el presidente del Grupo SAMCA, Javier Luengo; su director general y consejero delegado de TIM, Rubén Orera; el director de RENFE Mercancías, Joaquín del Moral y el subdirector de servicios logísticos para la zona noroeste de ADIF, Ramón Moraleda.

El acto ha estado presidido por el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, acompañado por la consejera de Economía, Planificación y Empleo, Marta Gastón; la delegada del Gobierno en Aragón, Rosa María Serrano; y el alcalde de Tamarit de Llitera, Francisco Mateo, entre otros representantes institucionales, así como los máximos responsables de las principales empresas agroalimentarias del hinterland.

Una terminal 24/7

La transformación de esta plataforma intermodal supone una inversión de cerca de 3,5 millones de euros. La terminal tendrá una capacidad operativa de 6.000 trenes al año y más de 36.000 UTI. LiteraTIM podrá operar 24 horas al día durante los 7 días de la semana, por lo que se le dotará de una capacidad operativa máxima de entre 7 y 8 trenes diarios para unos movimientos estimados de 15.000 contenedores al año, así como con facultad de almacenamiento para equipos refrigerados y frigoríficos con 60 conexiones eléctricas en la nueva terminal ferroviaria. Además, se dotará de un ambicioso sistema de digitalización de procesos y optimización de accesos y tráficos que supondrán una importante incorporación de tecnología y automatismos para ganar eficiencia y sostenibilidad.

Una nueva terminal más cerca de los clientes

La terminal intermodal permitirá el intercambio de mercancías entre el transporte ferroviario y la carretera, así como el almacenamiento temporal de contenedores vacíos, llenos y también contenedores frigoríficos. Se trata de una infraestructura logística y de agroalimentación clave en el desarrollo de negocio del Port de Tarragona enfocada en potenciar los agroalimentarios y la carga general. «Con esta terminal –ha explicado Cruset- el Port de Tarragona se acerca a sus clientes finales, apuesta por el medio de transporte del futuro, el tren, y contribuye a la descarbonización de la cadena logística». La nueva terminal contribuirá a implantar una movilidad más sostenible mediante la descarbonización del transporte de mercancías porque evitará que anualmente circulen más de 30.000 camiones y se dejarán de emitir 4.300 toneladas de CO2. El presidente del Port de Tarragona también ha declarado que «la actividad portuaria y logística van de la mano de la lucha contra el cambio climático, tal y como nuestra sociedad lo reclama, y por tanto, cada nueva inversión, cada nueva infraestructura, debe cumplir un doble objetivo: Unir el progreso económico y social con el respeto por nuestro entorno natural».

Port Tarragona en Aragón

El Port de Tarragona firmó su participación en la sociedad de la Terminal Intermodal de Monzón el pasado 21 de octubre la entrada al capital de la empresa aragonesa con el objetivo mejorar los servicios que da a los clientes de su hinterland.

Si TIM Monzó ya era una infraestructura clave en el desarrollo empresarial del Port de Tarragona, LliteraTIM todavía reforzará la capacidad y volumen de tráfico del Port, especialmente en el sector agroalimentario y de carga general. Esta unión también tiene como objetivo mejorar las ya buenas relaciones comerciales entre el Port de Tarragona y Aragón. El Port Tarragona es la puerta de entrada de productos agroalimentarios que sirven para fabricar piensos destinados a alimentar anualmente a más de 140 millones de animales de las empresas ganaderas aragonesas y catalanas.

«La apuesta por la alianza con el grupo SAMCA permite mejorar la cadena logística del Port con la participación en unas nuevas instalaciones que aumentan la presencia y competitividad en su zona de influencia, mejora la eficiencia energética del transporte de mercancías y refuerzan el papel del Port como operador logístico intermodal», explica Josep M Cruset.

Esta apuesta por el ferrocarril se enmarca dentro del «Hortizó 2023», un año en el que confluyen en el tiempo la puesta en funcionamiento de infraestructuras clave para el crecimiento del Port de Tarragona como son la PortTarragona Terminal Guadalajara-Marchamalo, la ampliación y mejora de la PortTarragona Terminal La Boella de la mano de CTC-Combi Terminal Catalonia (joint venture liderada por ACTIC), la Zona de Actividades Logísticas (ZAL) y, además, el salto adelante que supondrá la puesta en marcha de las dos conexiones terrestres como son el Corredor del Mediterráneo y el túnel del Coll de Lilla de la A-27.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img