ORGANIZACIÓN MARÍTIMA

La OMC mejora sus previsiones de abril, aunque advierte de que la recuperación sigue siendo incierta

 

La Organización Mundial del Comercio (OMC) prevé, para este año, una disminución del volumen del comercio mundial de mercancías del 9,2%. El pasado mes de abril, la OMC estimaba una caída del comercio mundial para 2020, como consecuencia de la pandemia, de entre un 13% y un 32%. Con esta actualización mejora por tanto su previsión más optimista en casi 4 puntos porcentuales.

Sin embargo, para el año 2021, la OMC estima que el volumen del comercio mundial de mercancías crecerá un 7,2%, frente al 21% que estimaba en abril. Esta previsión, según la OMC, “parece estar más próxima a la hipótesis de la ‘débil recuperación’ que a la de un ‘rápido retorno a la tendencia’”.

A diferencia del comercio, el producto interior bruto (PIB) mundial disminuyó más de lo previsto en el primer semestre de 2020. Según las nuevas estimaciones, el descenso del PIB para este año será de un -4,8%, frente al -2,5% previsto en la hipótesis más optimista expuesta en las previsiones de abril. Para 2021 la previsión es de un crecimiento del 4,9%.

Según la OMC, en 2021 todas las regiones registrarán importantes aumentos porcentuales de los volúmenes de las exportaciones e importaciones, pero habrá que tener en cuenta los descensos de este año para ver la base desde la que se parte.

Así, las previsiones de crecimiento para las importaciones en 2021 en Asia y Sudamérica se sitúan en un 6,2% y un 6,5%, respectivamente. Para este año se estima un descenso del 4,4% en Asia y del 13,5% en Sudamérica. Partiendo de estos datos, las importaciones de Asia se habrían recuperado sustancialmente, mientras que el comercio de América del Sur seguiría profundamente estancado.

Finalmente, el comercio mundial de mercancías experimentó un descenso del 14,3% en el segundo trimestre de 2020 respecto al trimestre anterior, que supone el mayor descenso de toda la serie histórica, aunque con grandes diferencias entre las regiones. En Europa y América del Norte las exportaciones se contrajeron un 24,5% y un 21,8%, respectivamente, mientras que en Asia disminuyeron solo un 6,1%. En el mismo período, las importaciones se redujeron un 14,5% en América del Norte y un 19,3% en Europa, pero solo un 7,1% en Asia.

A pesar de las muestras de recuperación del comercio mundial, la OMC advierte de que sigue existiendo un alto riesgo de que se agrave la situación, en particular si se produce un rebrote de casos de COVID-19 en los próximos meses. Además, estas estimaciones están sujetas a un grado de incertidumbre “inusualmente elevado”, ya que dependen de la evolución de la pandemia y de las respuestas de los Gobiernos.

Fuente: ANAVE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *